Barbacoa en un camping: consejos y precauciones

Irse de vacaciones es sinónimo de desconexión, relax y diversión, pero no nos podemos olvidar de las necesidades de cada día. Entre ellas, cocinar. Y es, entonces, cuando surgen las dudas, porque formas de hacer la comida en el camping hay varias. ¿Cuál es la mejor? Todas tienen ventajas y pequeños inconvenientes. Unas necesitan electricidad y otras fuego, otras se pueden usar en cualquier sitio mientras unas requieren espacios concretos… ¿De cuáles hablamos?

  • Cocina de placa eléctrica/de inducción. Se trata de una placa con fogones que funcionan con electricidad y que, para ser de camping, es también portátil. Por tanto, para poder utilizarla, sólo necesitas corriente eléctrica. De esa forma, antes de llegar al destino, has de informarte de los amperios disponibles en la parcela.
  • Camping gas. Las hornillas de gas son las más conocidas. Están compuestas, principalmente, por una rosca y un quemador, y su principal ventaja es la ubicuidad, ya que pueden transportarse con mucha facilidad. Sus pequeñas dimensiones lo permiten y, asimismo, son suficientes para asegurar el gas necesario. En ellas podrás cocinar cualquier tipo de comida (pastas, hervidos, café…).
camping gas.jpg

La barbacoa de camping es, de todas las presentadas, aquella que puede generar más dudas y, por ese motivo, respondemos a las preguntas más frecuentes para no perderse esas noches de verano con los amigos del resort. Brasas, carne y muchas ganas de pasarlo bien. Es, sin duda, una parrillada. Los peques corretean al tiempo que todos vosotros saboreáis unas deliciosas chuletas y brindáis por los grandes momentos que todavía están por llegar. ¡Vamos al ataque!

Barbacoa eléctrica. Una parrilla que se calienta con electricidad y, por lo tanto, no necesita fuego. Permitida en cualquier camping. Es recomendable, en ese sentido, para disfrutar de un sabroso manjar dentro de la caravana.

¿Está permitido hacer fuego en todos los campings?

Ya lo hemos adelantado, pero ahora entramos en detalle. No está permitido y, de hecho, muchos de ellos lo prohíben, aunque hay matices. Son muy pocos los que aceptan encender brasas en la parcela por riesgo de incendio y molestias a los campistas vecinos. Sin embargo, muchos otros disponen, en sus instalaciones, de una zona para hacer barbacoas, acondicionadas para encender fuego (consultar siempre las normas del propio camping).

barbacoa camping mcb.jpg

¿Qué precauciones hay que tomar con el fuego?

El primer paso es, sin duda, leer las instrucciones del camping para el manejo del fuego, porque debes adaptarte a ellas. Seguidamente, has de utilizar el sentido común: vigilar las brasas en todo momento, controlar la llama, cocinar y mover los alimentos con cuidado, asegurarse de la estabilidad de la superficie, estudiar la dirección del viento y sofocar el fuego cuando hayas finalizado. Eso sí, siempre que puedas, intenta tener un extintor a mano o, en su defecto, un cubo lleno de arena o de agua.

¿Qué se necesita para hacer una barbacoa en un camping?

Los utensilios dependen del tipo de parrilla por el que te decidas, pero todos ellos tienen puntos en común. En esa línea, habrás de tener un cepillo para poder limpiar la superficie sobre la que vas a cocinar, unas pinzas y una espátula para poder manejar los alimentos y, por supuesto, un delantal para no mancharte. Por otra parte, cuando la barbacoa se cocina al carbón, las pastillas de encendido, el propio carbón (o leña, en su defecto) y las cerillas o mechero serán imprescindibles.

utensilios barbacoa camping.jpg

Para acabar, algunos consejos

1- La seguridad, por delante de la diversión. Precauciones con el fuego ya las sabes, pero a la hora de cocinar, has de tener los utensilios necesarios para no quemarte, ya sea una barbacoa a carbón, a gas o eléctrica. Pinzas, guantes y pinchos de hierro, imprescindibles.

2- La carne, preparada con antelación. La exquisitez no sólo depende de la cocción, sino también de los pasos previos. Una hora antes de asarla, saca la carne para que esté a temperatura ambiente, aromatízala (si lo deseas) con tus hierbas favoritas y realiza pequeños cortes para que se cocine por dentro.

3- El asado, a su debido tiempo. Si vas a hacer una barbacoa en un camping, no tengas prisa. Fuera nervios. Olvida eso de dar la vuelta a la carne cada minuto. El proceso es lento, así que tranquilidad.

4- Disfrutar, lo más importante. Cada segundo es maravilloso. Con amigos o en familia, acabarás saboreando un sabroso manjar, pero cocinarlo también es muy divertido. ¡Déjate llevar!

¡Ya estáis preparados para hacer una barbacoa en un camping! Sabes, por tanto, que será un plan imprescindible de las próximas vacaciones de verano. Imprescindible e inolvidable. Hay zonas para hacer barbacoas.

Sigue nuestro blog a través de la pagina web https://www.europastocksonline.com/

Share this post

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email